31 agosto 2013 · Profesional

Beneficios fisiológicos, psicológicos y sociales

entrenamiento- beneficios

El entrenamiento físico es una actividad fundamental para gozar de buena salud y prevenir enfermedades. Realizar actividad física mejora la calidad de vida, a través de resultados fisiológicos, psicológicos y sociales.

Por un lado, los beneficios fisiológicos que genera la actividad física son reducir el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, tensión arterial alta, cáncer de colon y diabetes. Además, ayuda a controlar el sobrepeso y la obesidad y fortalece los huesos y músculos, ayudando a mejorar la capacidad y el rendimiento físico.

También aporta beneficios a nivel psicológico, ya que mejora el estado de ánimo con ejercicios que aumentan la autoestima. A su vez, hacer ejercitación ayuda a reducir el estrés, combatir la ansiedad y la depresión, contribuyendo a tener un estado psicológicamente bueno.

Por otro lado, fomenta la sociabilidad y la integración. Algunos entrenamientos son diseñados en grupo con el fin de fortalecer las relaciones sociales y los vínculos humanos.

Es recomendable el entrenamiento de manera rutinaria con el fin de fortalecer y potenciar cada uno de los beneficios.

Dejá tu comentario

Su Email no será publicado. Campos requeridos *